Otra visión de la economía

A la edad de 83 años, la escritora estadounidense Jane Jacobs publicaba su libro ‘The nature of Economics’ en el que intentaba demostrar que la vida económica no se impone en las diferentes épocas de una sociedad determinada, sino que es parte de la naturaleza. Según Jane Jacobs, los sistemas económicos están entrelazados con la naturaleza y la vida económica está regida por procesos y principios que no han sido inventados por los seres humanos, sino que forman parte de su evolución natural.

Un sistema económico se hace a si mismo por la catálisis simultanea de la necesidad y del azar. La economía es generada  por personas económicamente creativas, con iniciativa y con recursos, situación muy frecuente en la historia de la civilización, aunque en ocasiones estas son frustradas o controladas por minorías que tienen el poder. Ese fue el caso de la Unión Soviética, cuando el desarrollo económico estuvo en manos de burócratas sin capacidad creativa por lo que el resultado final fue más burocracia. En sus últimos años, la Unión Soviética requería más de 8 millones de burócratas para gestionar la economía hasta sus últimos niveles en una nación donde no se alcanzaban los 100 millones de habitantes.

Decía Jane Jacobs que la variación es la clave del desarrollo. Una actividad, una especie, un sector industrial o un producto da lugar otros más especializados y diversos que tienen  un nuevo inicio, de modo que la variación nunca se interrumpe. Si dentro de un ‘long tail’ se selecciona un submercado o un nicho menor, luego se encontrará otro ‘long tail’.

El desarrollo depende del co-desarrollo ya que el desarrollo de una especie implica el desarrollo de todas las demás especies que constituyen un ecosistema determinado. Las posibilidades de éxito en la sobrevivencia son bajas, ya que el resultado natural es el fracaso. Por eso es necesaria la sobreproducción de excedentes, ya sean de descendientes, de productos o de servicios, ya que de este modo habrá más posibilidades de éxito. El entorno es el que determina si las especies sobrevivirán o no.  Aunque parece una diferencia sutil, su importancia es enorme.

Richard Koch afirma que por lo general, los mercados evolucionan cambiando a los ganadores, ya sean empresas, naciones o tecnologías, más no cambiando a quiénes inician una nueva actividad económica. En la evolución por selección natural el entorno es más importante que las especies y éstas son más importantes que los individuos. El proceso de selección natural supone altos niveles de aleatoriedad, suerte y desarrollo arbitrario. La suerte es la norma en el proceso de selección natural e igual sucede con los negocios. La evolución siempre trasciende al ser humano.

Adendo: ‘Long tail’ es el antiguo mercado de productos de venta masiva y el nuevo nicho de mercados representados por la cabeza y la cola de la conocida gráfica de distribución estadística que apareció en el 2006.

One thought on “Otra visión de la economía

  1. Armando Landa G.

    No conocía a Jane Jacobs pero comparto su tesis de que la economía es un fenómeno natural. Los eco sistemas de las hormigas y abejas y demás animales sociales cumplen la tesis de Jane. Primero el entorno, luego el hormiguero y al final el individuo. El caso esta grave pues en el hombre está alreves……primero yo…luego mi familia y yo…..y al último yo y la comunidad….de mis cuates….¿cómo le vamos a hacer?….y este es solo un punto entre los miles de urgencias en México.

Leave a Reply